El Quiróptero Amanuense cumple dos años

Hace dos años que publiqué la primera entrada de este blog. A decir verdad estoy un poco sorprendido de que este pequeño proyecto personal siga vivo después de veinticuatro meses. Supongo que dicho desconcierto en parte se debe a que este no es el primer blog que tengo y a que sus antecesores terminaron abandonados invariablemente. Sea como sea he de decir que me siento feliz, tener un sitio propio al que recurrir cuando lo necesito o cuando deseo decir algo me causa una dicha que no soy capaz de plasmar en palabras.

Sigue leyendo “El Quiróptero Amanuense cumple dos años”

¿Una de fantasmas?

Los estacionamientos se encuentran entre los sitios más anodinos que uno puede imaginar, quizás solamente por detrás de las oficinas de gobierno. Cuesta imaginarlos como escenarios de nada, casi cualquier otro sitio resulta más atractivo para situar acontecimientos: una casa abandonada, un sótano, una iglesia vacía, un bar; incluso un baño público parece ser mucho más propicio para albergar historias extrañas que un estacionamiento.

La historia que a continuación relataré tiene lugar, evidentemente, en un estacionamiento. Ignoro si el escenario en que se desarrolla contribuye a la verosimilitud del relato o si disminuye el cariz sobrenatural que, afirmo yo, tiene la historia.

Sigue leyendo “¿Una de fantasmas?”